6 de noviembre:

CONMEMORACION DE LOS FAMILIARES

Y BENEFACTORES DIFUNTOS

Es un complemento de la conmemoración de ayer. Los familiares de los religiosos y los benefactores del Instituto son parte también de nuestra familia aún después de su muerte.

 

Hay algunos testimonios del propio Padre Fundador, ya en los albores de la Congregación. Por ejemplo, en 1868, escribía al Dr. Agustín Vidal, deán de la Catedral de Urgell y primer benefactor del Instituto:

 

"Este hecho aún es nuevo y poderoso motivo, añadido a los muchos anteriores, que nos obligan a que tanto en vida como después de su muerte, le contemos entre los principales benefactores del Instituto para encomendarle muy particularmente a Dios en cuantas oraciones se digan y en cuantos sufragios se hagan en el mismo. No quiero ignore que ayer celebré el Santo Sacrificio pro benefactores, y entoné el Te Deum en acción de gracias".

 

Por lo que respecta a los familiares, consta que siguió muy de cerca la enfermedad y muerte del padre del hermano Narciso Sitjá, acaecida en 1884, mientras él estaba en Santa Coloma de Farners.

La conmemoración ha sido fijada el día 6 de noviembre por los mismos motivos que la anterior.

Todo como en el Misal Romano.

CALENDARIO PROPIO DE LOS HIJOS DE LA SAGRADA FAMILIA, ed. 1986